“Muchas almas van al infierno, porque no se reza y no se sacrifican por ellos”

P. Livio: Marija, hay una frase que es muy especial. Ahora estamos en el centenario de las apariciones de Fátima que termina en octubre, cuando tuvo lugar la última aparición. En uno de sus mensajes decía: “Muchas almas van al infierno, porque no se reza y no se sacrifican por ellos”. Aquí la Virgen dice una frase casi idéntica. Dice: “Muchas almas están en pecado, porque no hay quienes se sacrifiquen y oren por su conversión”. Este mensaje es muy parecido al que dijo la Virgen en Fátima cuando habló del infierno.

Marija: Es verdad, yo también he pensado lo mismo apenas he escuchado el mensaje. Con estas palabras, la Virgen está uniéndose al mensaje de Fátima, como diciendo que lo que empezó en Fátima, lo está continuando ahora en Medjugorje. Me gustaría testimoniar en este momento, que muchas almas, muchos peregrinos que han venido aquí a Medjugorje en los primeros años, han abandonado el pecado y han empezado una vida de conversión, una vida de santidad. Aquí, siempre se reza mucho, pero en los primeros años se hacía muchísimo más, no se sabía si era de día o de noche porque se rezaba continuamente. Se subía a las colinas, había los grupos de oración, en la parroquia… se veían muchísimos más pecadores que se convertían. También hoy muchos pecadores que vienen a Medjugorje cambian de vida, pero yo creo que depende también de nosotros. Por esto debemos rezar más para lograr su conversión. La Virgen escucha siempre nuestras oraciones porque está siempre con nosotros y ruega por nosotros.

P. Livio: Marija, es muy bonito esto que has dicho. Debemos ser conscientes de que las conversiones son obra del Espíritu Santo, son milagros de la Gracia, pero son también fruto de nuestras oraciones y con ellas podemos ayudar a Jesús y María a salvar slmas con nuestros pequeños sacrificios y con las oraciones cuotidianas.

Marija: Sí padre Livio, por el Amor del Cielo, es exactamente así. Nosotros no podemos salvar a nadie, pero sí dar ese pequeño empujón animando a que vayan a confesarse. Yo me acuerdo que cada año durante el Festival de la Juventud llegan muchos jóvenes que quisieran confesarse, hacer una buena confesión. Durante mucho tiempo, lo que yo he hecho ha sido hacer fotocopias de las instrucciones para confesarse bien. Muchos jóvenes desean hacer una buena confesión, pero no saben cómo. Así muchas veces, dándoles un papel con las instrucciones para un buen examen de conciencia, les damos el pequeño empujón que necesitan.

Fragmento de la entrevista del P. Livio a Marija el 25 de septiembre de 2017

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s