Mensaje del 25 de enero de 2022 en Medjugorje, Bosnia-Herzegovina

«¡Queridos hijos! Hoy los invito a regresar a la oración personal. Hijitos, no olviden que Satanás es fuerte y quiere atraer hacia sí mismo cuántas almas sea posible. Por eso, estén vigilantes en la oración y decididos en el bien. Yo estoy con ustedes y los bendigo a todos con mi bendición maternal. Gracias por haber respondido a mi llamado.»

A %d blogueros les gusta esto: