Cardenal Puljić: Todo lo que buscáis, lo encontrareis en Jesús. ¡María nos llevará a Él!

Hoy, en el quinto día del 31° Festival Internacional de Oración para Jóvenes de Medjugorje, la misa vespertina ha sido presidida por el arzobispo de Vrhbosna, cardenal Vinko Puljić. Al comienzo de la misa, invitó a todos los fieles a «orar de manera especial por el Santo Padre, que os ha abrazado con su amor paternal, con su saludo».

Antes del comienzo del programa de oración, fue proyectada la película «¡Te digo a ti, levántate!» Preparada por los miembros de la comunidad Cenáculo.

Junto al cardenal Puljić también concelebraron la misa el nuncio apostólico en Bosnia-Herzegovina, el arzobispo Luigi Pezzuto; el visitador apostólico con carácter especial  para la parroquia de Medjugorje, el arzobispo Henryk Hoser; el ministro provincial de la provincia franciscana de Herzegovina, fray Miljenko Šteko, el párroco de Medjugorje, y otros 61 sacerdotes.

En su homilía, el cardenal Puljić preguntó a los presentes: «¿Qué es lo que te ha traído  a este Mladifest en medio de las circunstancias que estamos viviendo?». Luego dijo que alguno seguramente respondería: «En años anteriores me contaron que me encontraría con Dios en este Mladifest y experimentaría la presencia de Dios. Por eso he venido”. Creo que muchos de vosotros deseáis precisamente eso. Tal vez alguno dirá: »Me siento vacío. Mi alma está vacía. He venido a recargar mi batería de vida para poder llevármela ante los desafíos de la vida». Otros pueden decir: «Estaba abrumado por muchas cosas, así que me perdí. He venido a encontrarme, a encontrarme a mí mismo y a Dios en mí », dijo el cardenal Puljić, y luego citó las palabras de San Agustín: «Dios, te busqué en todas partes, pero tú estabas en mí y yo fuera de mí».

Mencionó al cardenal Puljić otras razones también por las que uno viene a Medjugorje: a confesarse, a encontrar paz en el alma, a reconocer al otro hombre como su compañero de viaje, descubrir cuán dispuestos estamos a sacrificarnos… Algunos dirán, dijo el cardenal que estaban abrumados por la fe mediocre y vinieron para que la Virgen los llevara a Jesús.

»Todo lo que buscáis, lo encontrareis en Jesús. María nos llevará allí. Por eso el lema  del encuentro de este año es «Venid y veréis». No he venido para ver con los ojos, sino con el corazón. He venido a ver con la fe. ¿A quién? ¡Al Resucitado! Solo Él puede responder las preguntas de nuestra vida. Todas las búsquedas, toda la tecnología, todos los avances, todo el conocimiento… no pueden dar lo que Jesús nos da: «Os doy mi paz». Por eso es muy importante aprender de María cómo escuchar, oír, aceptar y  vivir la Palabra de Dios”, dijo el cardenal Puljić, quien añadió que “los jóvenes han heredado muchas cosas deformadas durante su desarrollo».

»Es deformado pensar que uno puede vivir sin sufrir. Nadie en la vida ha tenido éxito sin haber sufrido. La cruz es nuestra identidad y ahí es donde aprendemos. Si os han cargado con ese tipo de deformidades, como por ejemplo: correr detrás del placer y del consumo… aquí estáis para aprender cómo descubrir por vuestra propia cuenta el camino: y ese es Jesús: «Soy el Camino, la Verdad y la Vida». Decidíos por esa vida con el corazón. Abrazad al Resucitado con vuestro espíritu y no temáis a la vida. Personas así son capaces de construir el futuro. Los cobardes no son capaces de construir el futuro, sino las personas que están dispuestas a sacrificarse, y esto se aprende en la escuela de la cruz. Por eso, queridos jóvenes, si queréis construir el futuro, permitid  que María os guíe hasta Jesús. Y para escuchar a Aquella que Él os envía: ¡Venid a veréis! Ven y verás, no con los ojos terrenos, sino con los ojos de la fe. Ven y verás para que cuando regreses a tu casa, los demás vean que has conocido a Dios, que has encontrado a Jesús, que María la Madre te ha llevado a Él. Que otros deseen vivir lo que tú has vivido”, dijo el Cardenal Puljić, y añadió que es una alegría para él en esta noche, el poder orar, pedir la intercesión de la Virgen y, como pastor, animar a los jóvenes y decirles: ¡No tengáis miedo a la vida!

«Que este 31º Festival de Jóvenes os anime a cambiar el mundo porque habéis elegido al Cristo resucitado. Que María, nuestra Madre, os proteja en ese camino. Amén”. Estas fueron las palabras con las que el cardenal Puljić concluyó su homilía la última noche del Mladifest para el deleite de los presentes que le acompañaron con un largo aplauso, lo que significa que escucharon sus palabras y sus mensajes.

Después de la misa, se celebró la adoración y la misión. Recordamos que además del   cardenal Puljić, en este Mladifest presidieron la eucaristía Mons. Luigi Pezzuto, Mons. Henryk Hoser, Mons. Tomo Vukšić y fray Miljenko Šteko; mientras que las catequesis a los jóvenes fueron dadas por Mons. Hoser, fray Danko Perutina y fray Ljubo Kurtović. Los testimonios en video pertenecía a la serie ‘Fruits of Medjugorje’ (‘Frutos de Medjugorje’), mientras que la película fue preparada por los miembros de la comunidad Cenáculo. Mañana, a las 5 horas de la madrugada, se celebrará la santa misa en el Križevac con lo que concluye este 31º Mladifest.

Fuente: Fundación Centro Medjugorje

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: